DIVALDO PEREIRA FRANCO

DIVALDO PEREIRA FRANCO
DIVALDO PEREIRA FRANCO

Divaldo Pereira Franco nació el 5 de mayo de 1927, en la ciudad de Feira de Santana, Bahía (Brasil). Hijo de Francisco Pereira Franco y Ana Alves Franco (desencarnados), desde su infancia recibía comunicación con los Espíritus. Estudió en la Escuela Normal Rural de Feira de Santana, recibiendo el diploma de profesor de primaria, en 1943.

 

Aún joven, fue sorprendido por la muerte de su hermano mayor, lo que lo traumatizó y enfermó. Fueron consultados diversos médicos especialistas, sin obtener ningún resultado. Fue la mano amiga de doña Ana Ribeiro Borges quien lo condujo a la Doctrina Espírita, liberándolo del trauma y trayendo consuelo tanto para él, como para la familia.

 

Cuando niño, la amistad sincera de un pequeño Espíritu alegró aún más sus días. Era el indio Jaguaracu, que quiere decir: "Jaguar Grande". Él venía a jugar con Divaldo en el patio de su casa todos los días. El indio aparentaba tener unos cinco años. Los dos amiguitos jugaban sin percibir que las horas pasaban. Se subían en los árboles, corrían por el patio, armaban lindos pesebres en la época de Navidad, adornándolos con musgo y follaje.

 

En 1945, a los 18 años, Divaldo se mudó para Salvador, habiendo sido aprobado en el concurso para el IPASE (Instituto de Providencia y Asistencia de los Servidores del Estado), a donde ingresó el 5 de noviembre de 1945.

 

Espírita convencido, fundó el Centro Espírita Camino de Redención el 7 de septiembre de 1947. Dos años después inició  su tarea en la psicografía. Diversos mensajes fueron escritos por su intermedio. Bajo la orientación de los Benefactores Espirituales guardó lo que escribió, hasta que un día recibió la recomendación de quemar todo lo que había escrito, pues no pasaba de ser un simple ejercicio.

 

Tiempo después, vinieron nuevos mensajes asignados por diversos Espíritus, entre ellos, Juana de Angelis, quien durante mucho tiempo se presentó como "un Espíritu Amigo", ocultándose en el anonimato a la espera del instante oportuno para presentarse. Juana se reveló como su orientadora espiritual, escribiendo innumerables mensajes, en un estilo agradable lleno de una profunda sabiduría e infinito amor, que reconforta a las personas necesitadas de ayuda espiritual.

 

En, 1964, Juana de Angelis seleccionó varios mensajes de su autoría y los reunió en el libro "Mies de Amor", que fue el primer libro psicografiado por Divaldo. Actualmente, el médium cuenta con más 200 títulos publicados, incluyendo los biográficos que retratan su vida y obra.

 

NOTICIAS

Conferencia: Las Pasiones del Alma

Campaña aporta 1 kilo de la Fundación Oasis de Amor.

CONFECOL
CONFECOL
      Radio Colombia Espírita
Radio Colombia Espírita
AME Colombia
AME Colombia